jueves, 13 de octubre de 2016 | By: Elsie Jimenez

Por que no todo son historias de horror

Por que no todo son historias de horror cuando eres un reclutador....

Hace unos meses en un arduo proceso de reclutamiento para un cliente, me llegó un candidato muy bueno en destrezas, pero con todas las características ideales para discriminar por parte de cualquiera que no tenga visión y valores.

Un hombre "mayor" en sus 50 tal vez más, algunas limitaciones físicas muy notables, tenía rasgos de asperger y era brillante, inteligente!! Llevaba desempleado mucho tiempo, la ropa que trajo a la entrevista se la prestaron para poder llegar, y llego sudado al extremo por que caminó desde su casa hasta mi oficina en medio del sol de esta área. Me partió el corazón...

El patrono al que lo referí ni siquiera le dio oportunidad de entrevista. Así que cada vez que alguien mas (otro cliente otro colega) me pedía candidatos de esa preparación yo enviaba su resume con todos los demás con la esperanza que consiguiera algo.

Hoy mientras visitaba una gran colega y amiga, me entere que había sido contratado!!! Cuando salí del edificio me cruce con el en el ascensor, él ajeno a todo esto, pero ya con su uniforme, sonrisa, su cara de desesperación había desaparecido.

¿Se nos tiene que ir la vida sin dejar la mala costumbre de juzgar a las personas por su apariencia física, rasgos, nivel social, preferencias etc.?

¡Agradecida con el universo!

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada